5.04.2010

Inicia el rescate de Grecia

No se trata de México, Brasil o Argentina; está vez se trata de un país miembro de la Unión Europea: Grecia. El riesgo de un posible incumplimiento de pago sobre la deuda de algunos países tenía encendidas las alarmas en Europa y de todo el mundo. La situación fiscal de Grecia, Portugal, España y algunos países más amenazaba la recuperación de la actividad económica de la región y, en realidad, de todo el mundo.

Es por esto que el Fondo Monetario Internacional y la Unión Europea lanzaron en conjunto un salvavidas para rescatar a Grecia de la turbulencia fiscal y de deuda por la que atraviesa actualmente. Se trata de un apoyo dosificado por un monto de 110 mil millones de euros; algo así como 145 mil millones de dólares. Desde luego, a cambio de este préstamo Grecia asume una serie de compromisos y medidas de austeridad entre las que destacan:

Medidas para corregir su grave desequilibrio fiscal. Esto implica recortar su gasto e incrementar sus ingresos para reducir su déficit fiscal a menos de 3% para el año 2014. Por lo tanto, le solicitaron reducir los salarios del sector público y los gastos por concepto de pensiones. Estos dos elementos representan aproximadamente el 75% del gasto público total, sin incluir el pago de intereses.
Revertir el nivel de deuda pública a partir de 2013, que actualmente representa más del 100% de su Producto Interno Bruto.
Mejorar la competitividad de su economía.
Recuperar el crecimiento y el empleo.

Este programa de ajuste económico tiene la finalidad estabilizar la situación económica y financiera de la economía griega. Sin embargo, como todo programa de austeridad, en un inicio es una medicina amarga para la población. En ocasiones es el camino más seguro hacia la recuperación, pues estos desequilibrios limitan el crecimiento económico y es necesario corregirlos. Por otro lado, el fantasma del desempleo a nivel mundial persiste y el pronóstico del FMI indica que se mantendrá elevado hasta 2011. Por ejemplo, en países como Irlanda, España y Grecia las tasas de desempleo son de 12, 18 y 10 por ciento respectivamente, mientras que para la zona del euro el nivel es de 10%.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Te preocupa la crisis financiera? Déjanos tus comentarios.